Actualidad Agricultura Columna de Opinión

ACADÉMICO UTALCA: NUEVA CONSTITUCIÓN DEBE PROTEGER EL SUELO AGRÍCOLA

Hernán Paillán, académico de la Facultad de Ciencias Agrarias de la Universidad de Talca.

El experto Hernán Paillán resaltó que es necesario que la Carta Fundamental profundice en materia medioambiental en aspectos como la protección de las comunidades ante accidentes de contaminación.

“El suelo agrícola lo utilizamos como un recurso para producir, y está bien que así sea. Sin embargo, lo tenemos que cuidar porque no es renovable”, explicó el investigador.

La necesidad que la nueva Constitución avance en una mayor protección del medioambiente, planteó el  quien sostuvo que uno de los aspectos a considerar en la redacción de la Carta Magna debe ser el cuidado del suelo agrícola del país.

Al respecto, el investigador sostuvo que el entorno y los recursos naturales que disponemos deben ser conservados, lo que debe quedar establecido en la Constitución. “El suelo agrícola lo utilizamos como un recurso para producir, y está bien que así sea. Sin embargo, lo tenemos que cuidar porque no es renovable, cada vez se está agotando más y vivimos de ello. No está lo suficientemente protegido desde el punto de vista legal”, precisó el docente.

Paillán agregó si bien en la actual Carta Magna hay indicios respecto de asuntos ambientales, es necesario proteger este recurso productivo con foco en las generaciones futuras del país. “Para eso, en este contrato social que es la Constitución, se debe abordar este tema”, añadió el investigador de la UTalca.

Por otra parte, el académico también manifestó la necesidad que el nuevo texto incluya aspectos relacionados a la protección de las comunidades ante eventuales situaciones de contaminación ambiental. “Observamos con mucha preocupación las constantes exposiciones de la industria en algunas áreas del país que conocemos, donde hay eventos de contaminación permanente”, añadió.

El experto indicó que, si bien la Constitución en régimen consagra el derecho a vivir en un ambiente libre de contaminación, es necesario ir más allá. “Al parecer eso no es suficiente respecto de los casos comentados anteriormente”, mencionó.

“Así como existe en la actual Constitución, y en la nueva probablemente también estará plasmado, una descripción sobre el derecho de propiedad y otros, también debe estar el derecho a tener un entorno sano, a proteger el medioambiente, pero con definiciones claras de qué vamos a cuidar, sean las aguas subterráneas, las aguas superficiales, el bosque nativo, o el suelo. En consecuencia, debiera quedar más explícito”, recalcó.

Agregar un comentario

Su dirección de correo no se hará público. Los campos requeridos están marcados *